0

En el rally se conjugan varios aspectos a la hora de desarrollar una buena carrera y, aunque siempre se resalta el trabajo del piloto, el navegante es vital en el buen desempeño de un binomio. En el Gran Premio de Frutillar sobresalió la labor de José “Pepe” Díaz, copiloto de Alberto Heller, con quien logró un valioso tercer lugar en las complejas rutas de la Región de Los Lagos.

“Beto” Heller ha demostrado un talento natural en esta actividad, sin embargo, a su corta edad le quedan cosas por pulir y afinar, y es en esos aspectos donde su navegante ha sido relevante. Más allá de la buena lectura de hoja, Díaz ha demostrado ser un verdadero aporte en los avances y el control que ha logrado Heller en su Ford Fiesta R5. Lo vimos hace unas semanas lograr una velocidad tremenda en su experiencia en el WRC en Córdoba, Argentina, donde tuvo que abandonar luego de un violento volcamiento. También hizo dos fechas muy rápidas en Chile, pero con ciertos ripios que no le permitieron llegar a los puestos de liderazgo.

La dupla finalizó el primer tramo, Cau Cau – Ñapeco (15,4 kms) en un prometedor cuarto lugar a tan sólo 13,5 segundos de Alejandro Cancio, quien hasta ese momento ocupaba el tercer lugar. Pero inmediatamente en el segundo tramo, Yerbas Buenas – Trompetilla (13,55 kms) se impuso en el tercer puesto, proyectando una fecha con tiempos de podio.

La tercera Prueba Especial, Trompetilla – Pato Dos (23,1 kms), fue el trazado más positivo para ambos, ya que quedaron en la segunda posición a tan solo 5,5 segundos del multicampeón Jorge Martínez. Desde un principio cimentaron un ritmo agresivo, pero controlado. “Beto” Heller ha mostrado tanto en la fecha que corrió en el WRC (Córdoba, Argentina) como en el Campeonato RallyMobil, un muy bien ritmo, pero es joven, queda mucho que aprender y seguro que lo veremos peleando los primeros lugares junto a su experimentado navegante, José Díaz.