0

No hay lugar para dudas. Jorge Martínez es el piloto de la fecha en el Gran Premio de Frutillar 2018. El integrante del Team Joker, que conduce un Peugeot 208 T16, llegó a la tercera carrera del Campeonato RallyMobil con la motivación de darle caza al líder y compañero de equipo, Pedro Heller. No solo lo logró, si no que, también dejó nuevamente en evidencia que es uno de los pilotos con mejores condiciones frente al volante en la historia de este campeonato.

Durante la semana nos enteramos en las redes sociales de Jorge, que sería padre y, parece que haciendo caso al dicho popular: El bebé “venía con la marraqueta bajo el brazo”. Así que antes de entrar de lleno en el análisis de su desarrollo en la ruta, le deseamos todo el éxito a él y su familia tras esta gran noticia.

La prueba Especial número 1, correspondiente a Cau Cau – Ñapeco (15,4 kms) fue liderada por Pedro Heller, seguido por Jorge Martínez, misma tendencia se mantuvo hasta el segundo tramo, Yerbas Buenas – Trompetilla (13,55 kms), pero fue en el tercer tramo donde Jorge pasó al primer puesto de la R5 adelantándose por 14 segundos, ventaja suficiente para mantenerse en la punta hasta la segunda y complementaria etapa de día domingo.

Pese al accidente que sufrió “Drope” Heller en la Prueba Especial 5, Cau Cau – Ñapeco (15,4 kms), Martínez ya había marcado una velocidad promedio de 109,2 k/h y un ritmo demoledor que finalmente sería imposible de superar por el resto de los competidores, sobre todo Alejandro Cancio del Team Conveyor Belt y Alberto Heller del Team Joker, que fueron sus escoltas desde la PE 5 hasta la Súper Especial, Punta Larga – Frutillar (4,82 kms).

41,3 segundos de diferencia frente a Cancio terminaron por posicionar a Jorge Martínez en el primer lugar del podio. Un trabajo que claramente es consecuencia de un trabajo en equipo, por eso no podemos dejar fuera de este reconocimiento a su navegante, Alberto Álvarez, quien a través de un estudio de la ruta y una lectura clara de las incidencias del camino, ayudó al futuro papá a quedarse con el Gran Premio de Frutillar.

¡Felicitaciones Jorge!