0

El Mundial de Rally está analizando varios cambios a corto plazo en su funcionamiento y desarrollo, lo que modificaría aspectos funcionales de la cita internacional, entre estos se encuentra la implementación de un nuevo sistema de test, tal como se hace en el Mundial de Fórmula 1.

Además de planificar fechas más cortas y compactas, así como incrementar en un futuro próximo 14 o 15 citas por temporada, los organizadores del certamen también han centrado sus miradas en los test. Hasta ahora, los equipos oficiales gozan de una cantidad considerable de pruebas para preparar la mayoría de carreras de la temporada, lo que se traduce en un incremento considerable de los presupuestos.

Desde hace unos años WRC Promoter, la empresa dedicada a gestionar el World Rally Championship se propuso reducir los gastos que los equipos oficiales sufren en la categoría mayor de la especialidad. La idea sería aplicar el modelo de los test de Fórmula 1, con todos los equipos probando a la vez en diferentes tramos con autos arrendados y que estos cuenten con las condiciones que cada equipo requiere para satisfacer sus necesidades.

Lógicamente esto solamente se podría realizar para los test sobre asfalto, ya que los tramos de tierra varían mucho con el paso de los autos y las rutas no quedarían en buenas condiciones para las puestas a punto de los World Rally Car.

Veremos si finalmente hay consenso entre todos los equipos, WRC Promoter y la FIA para llevar a cabo esta propuesta que podría convertir los test sobre asfalto en pequeños rallyes de pruebas que seguro atraerán más gente a cada fecha. Sin embargo, esto no aplicaría a una posible fecha en Chile, ya que las rutas de Concepción son de tierra. De todas maneras es importante que estemos atentos a estos importantes cambios que propone la organización del evento que podría aterrizar en nuestro país el 2019.