0

La estructura compuesta por tres pilotos oriundos del Biobío no defraudó al público local, que en todo momento le demostró favoritismo. El triunfo inapelable de Pedro Heller en la general y la espectacular arremetida de Jorge Martínez, en la R3, coronaron una fiesta perfecta para el equipo Joker.

Desde que RallyMobil y la Municipalidad de Los Ángeles sellaron acuerdo para llevar la fiesta motorsport más importante del país a la octava región, el Gran Premio de Los Ángeles asomó como un gran desafío para el team Joker. Y cómo no, si Pedro y Alberto Heller son nacidos en la comuna, mientras que el penquista Jorge Martínez tenía una deuda que saldar con su región, tras algunos desafortunados pasos por el Biobío.

En la R3, el octacampeón del RallyMobil, Jorge Martínez -navegado por Alberto Álvarez- se mostró sólido durante las dos etapas del Gran Premio angelino. Si bien el sábado no terminó como líder, sí le pisaba los talones al experimentado Cristóbal Vidaurre, del equipo Conveyor Belt.

Así, el suspenso se trasladó a la última etapa. Martínez y Álvarez largaron el segundo rulo a 14 segundos del binomio Vidaurre – García y, merced a un ritmo demoledor, se hicieron del primer puesto por apenas cuatro segundos. Un merecido triunfo para una tripulación que se ilusiona con gritar campeón a fin de temporada. Martínez quiere su novena corona y, con este triunfo, la ve un poco más de cerca.

El otro punto alto de la estructura de la baraja, fue el piloto angelino y único representante del RallyMobil en el World Rally Championship, Pedro Heller. El volante a bordo del Peugeot 208 R5 y navegado por el argentino Pablo Olmos, le sacó una media de dos segundos por kilómetro a los R3, registrando un crono total de una hora, 38 minutos, 14 segundos y 2 décimas.

Por último, Alberto Heller y Matías Ramos demostraron estar a la altura. La tripulación arañó el podio en la R3 y se quedó con el cuarto puesto. En tanto, Felipe Rossi y su lazarillo Luis Allende cerraron su participación en la R2 con un meritorio quinto puesto.

No es fácil ser profeta en tierra propia. Joker lo hizo y con creces. Por eso es el equipo Mobil1 de la fecha. ¡Felicidades, team Joker!