Gerardo y Luis I. Rosselot al Dakar. Emilio en la definición de la N4 o la R3

Los hermanos viñamarinos están en búsqueda de alternativas para disputar la prueba off road más dura del mundo. Emilio, en tanto, seguirá en el RallyMobil en la N4, o bien en la categoría R3 a bordo de un Renault Clio o el Citroën DS3 que fuera de Cristián Navarrete.

El clan Rosselot sigue analizando opciones para su futuro, el que en el corto plazo tendría a los dos hermanos mayores, Gerardo y Luis Ignacio, compitiendo en la prueba más extrema del mundo.

“Queremos ir a correr el Dakar de todas maneras, pero la idea es andar en un auto que llegue. Por un tema del tiempo que significa el RallyMobil se complica seguir participando”, comentó Gerardo.

Por otra parte, Emilio, quien sufrió un accidente la fecha de Santa Cruz y terminó con su auto incendiado, si bien se quedaría en el RallyMobil, también estaría barajando diferentes opciones para seguir su carrera deportiva en el campeonato.

“Una de las opciones para este año es que Emilio corra mi auto o el de Luis Ignacio, en una suerte de turnos. También se está viendo la alternativa de comprar un Renault Clio R3 que está en estos momentos en Francia, traer un Citroën DS3 o bien quedarse con el mismo auto con el que Cristián Navarrete disputó la temporada pasada”, asegura Gerardo.

Sin una conclusión definitiva respecto del futuro de los integrantes del clan, lo cierto es que esta segunda fecha de Osorno sólo se presentará Emilio en la categoría N4, a la espera que el Gran Premio de La Serena traiga novedades que definirían si el menor de los Rosselot se pasa a la serie R3.