0

Los promotores del campeonato Copec RallyMobil mantuvieron hoy una importante reunión en la ciudad de Quillón. Viajaron hasta allí para tratar con el alcalde local, Miguel Peña, la continuidad de esa plaza como parte del calendario de la categoría en el futuro, pero también la posibilidad de acoplarse al itinerario de la fecha que le corresponde a Chile dentro del Campeonato del Mundo.

La localidad ubicada en la región de Ñuble fue sede de un evento el año pasado, aunque su proximidad con Biobío y el entusiasmo que le generaron estas competencias a su gente los animaría a más.

El Productor General de Copec RallyMobil, Felipe Horta, dijo: “Vinimos aquí el año pasado cuando solo habían transcurrido un par de meses de todo el fervor generado por nuestra fecha mundial. Ahora, por supuesto que intentamos reeditar una prueba en Quillón. Si se dieran las condiciones, para 2021 incluso quisimos ofrecer no solo una fecha nacional, sino también una modificación a la estructura de nuestra próxima carrera mundial. A través del liderazgo de Miguel Peña en la ciudad, pretendíamos involucrar también al gobierno de Ñuble. Consideramos que disponemos de una herramienta estratégica para reactivar la economía de nuestro país con esta combinación de los sectores público y privado que funciona estupendamente. Los tramos están realmente cerca del parque de asistencia, los espectadores demostraron su afecto y otros motivos hacen que, si todo marcha bien, planifiquemos visitar la zona por partida doble, logrando sumar a la región a nuestro gran evento en el marco del Campeonato del Mundo”.

Peña, por su lado, manifestó: “Agradezco que los directivos de Copec RallyMobil hayan venido a nuestras oficinas a acercarnos estas ideas y que sigan considerando a Quillón como una opción siempre interesante para sus competencias. Tenemos capacidad hotelera, de servicios en general y una oferta turística acordes para recibir igual o más público y la afición de la zona definitivamente aprobó el rally en nuestras tierras con su entusiasmo. Este período de inactividad en todo sentido ha sido duro para todos. Más que una, programar dos competencias sería ideal para rectificar la excelente impresión que quedó en nuestra gente del rally. Sabemos que este deporte tiene la particularidad de generar un movimiento que beneficia a todos. Beneficia a un apasionado del automovilismo, las familias con el espectáculo que presencian, el comercio y hasta un pequeño productor del campo que nos trae lo suyo. Podemos llegar más lejos aún, así que esperamos que las condiciones sanitarias nos permitan avanzar en estos proyectos”.

Doce meses atrás, Jorge Martínez y Alberto Álvarez ganaron con un Škoda Fabia R5 del equipo Conveyor Belt Technology.