Piloto de la Fecha: Cristóbal Vidaurre

El integrante del equipo Conveyor Belt-KS demostró ser el mejor en el Gran Premio de Rancagua, carrera que dominó ganando 11 de las 13 pruebas especiales disputadas por los caminos de la Región de O’Higgins. Su participación lo acerca cada vez más a la corona de la serie R3.

Cristóbal Vidaurre es el Piloto de la Fecha del Gran Premio de Rancagua, correspondiente a la sexta fecha del campeonato RallyMobil 2015, tras conquistar la competición en una reñida serie R3.El piloto santiaguino ofreció una impresionante actuación en los caminos de Rancagua, encumbrándose en los puestos de avanzada desde la especial tres hasta el final de la competencia.

“Nosotros hicimos nuestra carrera, nos resultó todo muy bien, partimos con un buen ritmo desde el inicio. El prime de Sierra Nevada a la Cumbre no nos acomodaba tanto porque es un prime bastante rápido, y el auto cortaba corriente en velocidad, por lo tanto, pensamos que los Citroën iban a ser más veloces que nosotros. Fue una prueba que nos vino bien, así que desde ahí en adelante intentamos mantener un ritmo seguro para cuidar la punta y hacer una carrera inteligente”, señaló.

Con este resultado Vidaurre se encumbra en lo más alto de la serie R3 del RallyMobil con 105 puntos, 14,5 más que el piloto del equipo Entel Sony Xperia by DS, Ingo Hofmann y 26 más que Tomás Etcheverry, compañero de equipo del osornino.

Gracias a esta victoria, el piloto Conveyor Belt-KS se consolida como uno de los favoritos para obtener el título, a falta de dos fechas para el final del RallyMobil 2015.

Respecto a la labor que desarrollaron como binomio, Vidaurre tiene claro que la diferencia con Ingo Hofmann fue muy poca y que debe estar el doble de concentrado. El rendimiento del Citroën DS3 R3 Max que conduce el osornino versus el Renault Clio R3 del Santiaguino, será clave las dos fechas restantes.

“Nosotros hasta el último prime estábamos peleando por la etapa. El día domingo ganamos por muy poca diferencia, fueron dos o tres segundos. Es algo natural, considerando lo apretada que fue la carrera de principio a fin. Habitualmente, Rancagua es una competencia muy dura, donde cualquier error es fatal para lograr sumar puntos”, dijo Vidaurre, y agregó que “estoy bastante optimista respecto a lo que viene, queremos hacer lo mismo y no sacar mucha cuenta. Quiero preocuparme de la carrera que viene y tratar de hacer lo mismo”, sentenció.