0

No podía ser de otra manera. Una actuación soberbia es la que coronó como ganador del Gran Premio de Los Ángeles a Ramón Ibarra en la categoría R3. El piloto del equipo Renault mostró un nivel contundente y un control soberbio en las difíciles rutas del Bíobio. El auto número 22 llegaba a Los Ángeles con la ilusión de conseguir un podio y demostrar que el equipo Renault está preparado para grandes cosas en esta temporada del RallyMobil 2018.

Uno de los aspectos valorables es la constancia con la que disputó la fecha. El piloto fue siempre líder de la categoría y miró por los retrovisores a aquellos que intentaron arrebatarle su posición en la clasificación de esta segunda fecha del campeonato. Con su triunfo, el binomio consiguió sumar en el ranking general y aumentar sus opciones en la temporada, todo esto, con el objetivo de ser protagonistas de la categoría R3.

Una vez terminada la fecha, Ramón se mostró feliz, pero muy tranquilo. “Fue una carrera muy complicada, con una adherencia mínima de los caminos que nos hizo pasar más de un susto, de todas maneras supimos hacer una buena primera etapa y de esa manera administrar de mejor manera el día domingo”, declaró.

Esto solo es un reflejo de lo competitiva que es la categoría R3, con interesantes binomios que pelearán fecha a fecha el liderato de la temporada.