0

El joven volante del equipo Rudel lideró de principio a fin la competitiva categoría R2. Merced a una buena estrategia de carrera y a un excelente trabajo junto a su navegante, el piloto del Ford Fiesta Turbo vuelve a meterse en lo alto de la clasificación.

Apenas concluido el Gran Premio de Vicuña, la opinión fue casi unánime entre los protagonistas del Campeonato RallyMobil. La quinta fecha resultó ser una de las paradas más complejas de la actual temporada, ya que los binomios no solo debieron lidiar con las altas temperaturas de sábado y domingo, sino que además recorrieron un trazado en extremo técnico y muy accidentado que terminó cobrando varios abandonos, especialmente en la R2 y R3.

21271034_1520143424746517_1672485431509442049_n

Sin embargo, uno de los que sacó cuentas alegres en el norte fue Joaquín Ruiz de Loyzaga. El joven exponente del team Rudel logró plasmar una mezcla de velocidad, estrategia y pulcritud en el andar para liderar desde la Súper Especial Nocturna del viernes -con un tiempo de 2 minutos, 53 segundos y 4 décimas- hasta el último tramo del domingo, donde le bastó con administrar la amplia diferencia para sellar su sólida presentación. El heredero del equipo Rudel cronometró un total de 2 horas, 26 minutos, 15 segundos y 5 décimas.

Luis_Barraphoto-5857

De todas formas, sobre el final de la última etapa, las cosas parecieron complicarse para el navegado por Felipe Saieg. Un problema en el eje trasero del Ford Fiesta Turbo hizo que la rueda derecha se desbalanceara completamente durante la PE15, lo que puso en riesgo el gran fin de semana de la dupla vencedora. Para suerte del equipo del lobo, la tripulación pudo llegar hasta el final del último tramo.

unnamed

Por haber sostenido un gran ritmo y haber ganado dos de las tres etapas del Gran Premio de Vicuña, Joaquín Ruiz de Loyzaga es el piloto Mobil1 de la fecha. ¡Felicidades, Joaquín!