0

Del 3 al 4 de octubre se disputará en Portugal la tercera fecha del Campeonato Europeo de Rally. Por primera vez en varios, la cita lusa no será en sus islas atlánticas de Azores o Madiera, sino en tramos continentales del norte que están entre los más populares en su evento mundial, como los de los saltos en Fafe. Sin embargo, sus caminos esta vez no serán de tierra, sino de asfalto.

El viernes 2 se llevará a cabo el Shakedown, mientras que el sábado se desarrollará la primera etapa y el domingo. Para esta prueba válida también por el torneo nacional portugués, siguiendo los protocolos de sanidad de casi todos lados, no se permitirá el flujo de público en el parque de servicios. De paso, se aconseja a los aficionados limitar la cantidad de gente que acuda a las pruebas especiales y seguir la carrera por medio de la transmisión televisiva que hace Eurosport. Además, las autoridades policiales no permitirán el ingreso del público en los sectores de largada y llegada de los tramos.

El actual campeón Alexey Lukyanuk (Citroën C3 R5) llega con solo cuatro puntos de ventaja sobre el joven Oliver Solberg (Volkswagen Polo GTI) y 30 con respecto a Craig Breen (Hyundai i20).

En el plano técnico, debutará a nivel internacional un nuevo bólido de la clase RGT. Se trata del nuevo Alpine A110, reedición del modelo que justo hace medio siglo consagrara monarca europeo al francés Jean-Claude Andruet.

Lo inscribió el equipo Chazel Technologie Course y lo conducirá el italiano Zelindo Melegari, participantes de varios años enla clase ERC 2 con Subaru Impreza y Mitsubishi Lancer de producción y líder de la división. El coche fue homologado en julio último, cuesta 150.000 euros, está basado en los A110 GT4 y A110 Cup de las monomarcas de circuitos y dotado de un motor 1.8 cuatro cilindros que eroga 300 caballos de fuerza. Será rival de los Abarth 124 que poseen prestaciones similares.