0

El piloto que hoy figura entre los integrantes de la N3, anhela cambiarse de categoría y llegar a medirse con los exponentes de la R2. Tras una jornada de entrenamiento con el equipo Kovacs Sport, Tirso Gonzalo evalúa la posibilidad de competir en un Opel Adam el 2017.

Tirso Gonzalo es un piloto que destaca por su buen ánimo en cada una de las carreras que participa, en el RallyMobil. Además de su trabajo en el trazado de cada fecha, el exponente de la N3 ha protagonizado situaciones propias de la competencia en las cuales ha relucido su humor, a pesar de lo adverso que pueda parecer el panorama.

Sin ir más lejos, en la pasada fecha en Pucón el piloto protagonizó un volcamiento, situación que le impidió terminar la carrera en la Región de la Araucanía. En la entrevista, quisimos saber el estado en el que se encuentra su Honda Civic para la fecha en Rancagua: “Mi auto está listo, salvo por el capó que no lo he podido encontrar. Confío en que va a llegar y hay amigos que me podrían prestar lo que me falta para competir”.

Profundizando en la reparación de su auto, Tirso agrega: “El auto ya está funcionando perfecto. Además, reparamos el techo y el costado por el que se volcó. Sólo me falta el capó para estar con el auto a un 100% para la fecha en Rancagua”.

Frente a las expectativas que tiene sobre la cita de mediados de octubre, Tirso Gonzalo hace su análisis en base a sus experiencias previas en la sexta región: “El año pasado cometí algunos errores en Rancagua, pero me gustaría repetir el buen ritmo que tuve en Pucón. Estoy motivado para esta fecha y espero poder hacer una buena presentación”.

Pero por estos días, Tirso Gonzalo tuvo la posibilidad de compartir con el equipo Kovacs Sport en una jornada que la estructura preparó para sus auspiciadores: “Estuvimos entrenando con el equipo Kovacs y compartimos con los auspiciadores. La instancia me sirvió para probar el Cruze, por si no estuviera la posibilidad de correr en el Civic. Pero también estuvimos hablando del próximo año, para ver si podemos concretar algo con Kovacs”.

Otra de las opciones que tiene Gonzalo con el equipo Kovacs, además del Cruze, es la posibilidad de competir en la R2 con el Opel Adam: “Efectivamente, existe la posibilidad de que el “Guayo” se pase a un nuevo auto y ahí quedaría disponible su actual Adam. Ahora, tendría que ver el tema del presupuesto que es lo más complicado. Son conversaciones preliminares pero siempre he aspirado a subirme a la R2 y a mí me encantaría competir en el Opel”.

De esta manera, es manifiesta la intención de Tirso Gonzalo de subir a la R2. Con el entrenamiento que tuvo la posibilidad de compartir con el equipo Kovacs, el piloto pudo manifestar su intención de subirse al Adam y ser parte de los exponentes que le de vida a una de las categorías más estrechas del campeonato.