0

A los 81 y tras una larga batalla contra el cáncer, falleció ayer David Sutton, fundador de un importante equipo de Rally, cuyo mayor mérito fue ser el primero a nivel privado en la historia del Campeonato del Mundo de la especialidad en conseguir la corona.

Sutton se había iniciado como piloto en esta actividad, pero con el tiempo se convirtió en un prestigioso preparador en Gran Bretaña, que trascendió en el ámbito internacional cuando en 1981 su escuadra con sede en las afueras de Londres fue campeona con la pareja conformada por Ari Vatanen y David Richards sobre un Ford Escort RS1800 particular en medio de la irrupción en la serie del revolucionario Audi Quattro. Habían asumido que apostarían a la marca como estructura semioficial, logrando sobradamente sus objetivos.

Ese récord se mantuvo hasta 2006, cuando Sébastien Loeb se adjudicó su cuarto título consecutiva con un Citroën Xsara WRC de Kronos Racing.

En 1982, Sutton Motorsport Ltd. empezó a planificar la gestión de los Quattro de Grupo B en el Campeonato Británico, donde también lograrían numerosos éxitos hasta 1986 con figuras como Hannu Mikkola, Stig Blomqvist, Michéle Mouton y Malcolm Wilson.

En el apogeo del Grupo N, la escuadra fue nuevamente campeona mundial en 2003 con un Subaru Impreza de producción que condujo Martin Rowe.

David Sutton tuvo su vínculo con Sudamérica cuando a fines de la década de 1970 vino a Paraguay a atender en el Transchaco a los Escort RS tracción trasera Grupo os años 1970 y en 2002 al asistir al Škoda Octavia World Rally Car de Gabriel Pozzo en las fechas de España, Chipre y Acrópolis, además de inscribir varias veces a sus autos en el Rally de Argentina.