En el equipo M-Sport están ultimando detalles como para que la próxima presentación del nueve veces campeón mundial de Rally Sébastien Loeb sea en el Rally de Acrópolis, previsto del 8 al 11 de septiembre.

Luego de una carrera de magros resultados en Portugal, el Safari lo mostró de nuevo con buen nivel, aunque su posición final no lo demostrara de ese modo.

Al regresar de África, era incierta qué otra fecha podría disputar el francés a los mandos del Ford Puma Rally1 de la escuadra capitaneada por Malcolm Wilson, pero ahora parece claro que Grecia es una opción más clara para él, teniendo en cuenta una agenda comprometida en un total de cuatro categorías (también interviene en Extreme E con un prototipo eléctrico y en DTM con Ferrari).

El Rally de España (20 al 23 de octubre) le gusta, pero luce menos probable desde que los organizadores del Campeonato del Mundo de Cross Country, donde Loeb también con Prodrive, cambió su fecha original y la hizo coincidir con el evento asfalto en Cataluña.

Entretanto, en el tradicional Acrópolis ha sido de la partida 11 veces, de las cuales ha ganado tres. Su primer éxito llegó con un Citroën Xsara WRC en 2005 antes de añadir otras victorias con un C4 (2008) y con un DS3 (2012).

En Kenia, Sébastien Loeb e Isabelle Galmiche se impusieron en un tramo durante la etapa inicial y estaban listos para pelear por la punta cuando un principio de incendio en el motor del Puma híbrido los relegó demasiado en la PE4. Reemprenderían la marcha, volvieron a detenerse, se reengancharon el sábado y terminaron octavos después de ser los más rápidos en otros tres parciales.

AUSPICIADORES