0

Mario Parra registró su inscripción en el Copec RallyMobil Los Andes y, con ello, suma más presencia penquista al campeonato nacional. En Concepción, ciudad de varios pilotos consagrados en la categoría, maneja su propia concesionaria de vehículos, llamada Automotriz Colón.

Parra participará en la clase R2 con un coche que ha tenida poco uso, al que apuesta con optimismo: “Adquirí el Škoda Fabia que originalmente fue preparado por la familia Israel para esta división y que luego pasó al taller de Marcelo Pérez en Osorno. La realidad es que se trata de una máquina con poco uso. Llevo bastante tiempo en el automovilismo y nos pareció en la escuadra que 2021 traía consigo la oportunidad de intervenir a nivel nacional”.

El piloto de 31 años empezó a abrirse camino en el deporte motor desde joven y pronto mostró las garras. De sus 14 temporadas al volante, obtuvo diez títulos regionales de pista en su área. Cuando se pasó al Rally, dominó la clase N3 en el certamen de Biobío en 2018 y Avosur en 2019, en ambos casos con Hyundai Coupé.

“Estoy entusiasmado con el proyecto, que tiene mucho de familia y amigos. El equipo se llama Parra Rally Team. Me navegará Matías Amestica, que lleva cuatro en ejercicio de la actividad, casi siempre a mi lado. Nos dirige mi padre, Mario. Al mencionar también los nombres de Daniel Quiñónez y Fernando Rodríguez como incondicionales colaboradores y el de Pablo Villivar por su impecable asistencia mecánica desde mi debut hasta hoy, aprovecho para agradecerles el esmero que ponen en lo que hacen”.

En cuanto al entrenamiento elegido para no perder habilidad y lo que se propone en esta etapa de su campaña, Parra detalló: “A menudo giro en un kart para mantenerme activo. Con el auto, todavía no he hecho pruebas, porque me gustaría organizar un ensayo un poco más cerca de la fecha. Lo que me propongo es disfrutar del momento y hacer experiencia en el campeonato Copec RallyMobil™, con la idea de largar los eventos que se concreten hasta fin de año”.