0

La “Copa Mobil 1” ya es un hecho y el próximo fin de semana disputará como un evento emocionante, el que señala el retorno de la actividad deportiva y ganas contenidas durante 16 meses.

Intensas gestiones entre los productores de la categoría, FADECH, los Ministerios del Interior, Salud y Deportes y el Comité Olímpico validaron un protocolo mediante el cual es posible organizar las ocho carreras del campeonato 2021 de la especialidad, comenzando por esta competencia en las afueras de Santiago que les permitirá a todos los equipos regresar a la tan ansiada puesta en escena de la categoría más importante del país.

Un conocido hotel en Vitacura alberga a los numerosos extranjeros que le dan colorido internacional a la serie durante toda la semana. Los locales también acudirán allí para las hacerse las muestras de PCR, debiendo cumplir luego con los estrictos protocolos sanitarios que llevan a que el parque de asistencia sea por primera vez una auténtica burbuja sanitaria que requiere de la responsabilidad y el cuidado de todos.

El rally se dividirá en un total de diez pruebas especiales sobre tierra que se reconocerán desde el viernes 26 a la mañana, restando un Shakedown en Laguna Carén durante la tarde y una inédita largada protocolar al caer el día.

El sábado será una jornada intensa con los participantes afrontando ocho horas y medio arriba de sus autos. Además de las rigurosas medidas preventivas que amerita el momento, la prueba se realizará sin público y en sectores privados donde solo estarán pilotos, navegantes, ingenieros, mecánicos y parte de la prensa encargada de la difusión, es decir los componentes básicos para la concreción del espectáculo en modo pandemia.

De manera tal que todo esto llegue con una amplia cobertura a la gente, la “Copa Mobil 1” gozará de una gran exposición mediática, que abarca todas las plataformas de comunicación digital de Copec RallyMobil™ y +Motor (sitios web, Facebook, Instagram, Twitter y YouTube), una transmisión especial en diferido de 1h30m por ESPN y Fox Sports 3 y otra de una hora por TVN y TV Chile, con alcance a los 27 países donde se emite dicha señal.

Mediante esta variedad de productos, así como de salidas al aire en vivo tipo streaming y publicaciones en redes sociales, será posible para los aficionados seguir al detalle lo que acontezca con los participantes en materia de resultados, imágenes, videos, fotos, noticias y entrevistas.

Hay noticias en el ámbito deportivo, empezando por el cambio de marca del equipo Joker Rally, vinculado a Ford desde 2018 en el certamen nacional, pero que desde ahora emprende nuevo rumbo de la mano de Citroën Racing.

Mientras que los hermanos rotan navegantes y Alberto irá junto al español Marc Martín, será Pablo Olmos quien vuelva a acompañar a Pedro. Su primo Felipe Rossi seguiría alejado del volante hasta nuevo aviso.

Los dos C3 R5 mantienen los colores predominantes en azul, rojo, blanco y gris de Joker, pero con una decoración distinta a la que se observaba en los Ford Fiesta.

También por el lado del doble chevron, serán de la partida los gemelos Benjamín y Vicente Israel. En este comienzo, la lista no incluye al único binomio femenino, el de Fernanda Israel y Virginia Klus.

Aunque los Skoda de CBTech no llegarán a tiempo, la marca checa estará fuertemente representada por la formación peruana Castro Yangali que, por partida triple, integran con los Fabia Rally2 Evo de Eduardo Castro, Alex Heilbrunn y la anhelada confirmación de Nicolás Fuchs, otro gran nombre del automovilismo de su país y que llega a Chile con un cetro mundial y otro sudamericano, entre muchos logros en su frondosa campaña.

En su última temporada mundial hasta ahora, la de 2017, el limeño justamente participó en la clase WRC2 con uno de estos autos, atendido por la escudería holandesa Wevers Sport, la misma que los asesora técnicamente en la actualidad.

Francisco López extenderá aquí la vida útil del Peugeot 208 T16, Emilio Rosselot ascenderá a la división mayor con el Mitsubishi Mirage que conducía Luis Ignacio, Martín Scuncio dará que hablar con el Hyundai i20, Joaquín Ruiz de Loyzaga estrena en este torneo su Skoda y Germán Lyon vuelve al ruedo con su Citroen DS3.

A estos nombres, hay que agregar los que pertenecen a los animadores habituales de las clases R3 y R2, experimentados y nuevos, como Patricio Muñoz y Eduardo Kovacs, quien también estrenan nueva maquinaria de Peugeot. Se mantienen Gerardo y Tadeo Rosselot, el reincidente José Hernández y otros nombres conocidos, como los de Lautaro Marini y Jonathan Bastidas. Con las ganas se quedará Carlos Prieto a la espera del arribo desde Peugeot Sport Francia de su 208 Rally4, aguardando el inicio puntuable para conducirlo, con José Quezada como compañero en la que fue la máquina campeona R2L 2019 del puertomontino.

Como Hernández con el “Auto del Rock” en su momento, el debutante Francisco Gatica modificó sus planes de ser integrante de la clase R3 y ahora participará con el vehículo de Pedro Devaud en la R2, dotado de una imagen estética no menos exótica.

La ocasión es ideal para la presentación del flamante Renault Clio Rally5 destinado a la nueva clase Master para pilotos mayores de 55 años. Sin embargo, no será uno de ellos quien lo exhiba a fondo en Laguna Carén y sus alrededores, sino un consagrado de Copec RallyMobil en repetidas oportunidades, ni más ni menos que Jorge Martínez, actual campeón de la categoría y actual líder del Campeonato Argentino, quien aceptó gustoso la oferta de mostrar en acción el accesible y moderno producto del rombo para la disciplina.